Header AD

Mira por qué el 2016 de Yasmani Grandal fue histórico para el beisbol cubano

El catcher cubano se codea con la élite en la MLB y rompió el récord de más jonrones para un receptor de la isla
El catcher cubano se codea con la élite en la MLB y rompió el récord de más jonrones para un receptor de la isla,
que por cierto ya estaba en su poder
Por Juan Páez / @jmanupz

Al principio de su carrera, Yasmani Grandal era un bateador conocido más que todo por su capacidad de batear líneas, de soltar una buena cantidad de dobletes año a año. Pero eso ha ido cambiando temporada tras temporada de experiencia en las Grandes Ligas entre Padres de San Diego y los Dodgers de Los Ángeles. Ahora se convirtió en la nueva amenaza jonronera entre los peloteros cubanos en las Mayores.

Era tan poca la cantidad de cuadrangulares que soltaba el ambidiestro en sus distintas campañas que solo en una ocasión, en 2011, tuvo una zafra de 10 o más vuelacercas en ligas menores. Sacó 14 en 2011, cuando pertenecía a los Rojos de Cincinnati. Este año sacó 27 pelotas del parque, lo que representa un hito para él y para Cuba, además de ser un hecho que deja la puerta abierta a un nutrido análisis.



Al conseguir tantos batazos de vuelta completa, rompió su propio récord de más bambinazos para un receptor antillano (al menos 50 % de sus juegos) en un año:

Rk
Jugador
JR
Año
Equipo
Lugar de nac.
1
Yasmani Grandal
27
2016
LAD
La Habana, Cuba
2
Yasmani Grandal
16
2015
LAD
La Habana, Cuba
3
Yasmani Grandal
15
2014
SDP
La Habana, Cuba
4
Joe Azcue
14
1963
KCA/CLE
Cienfuegos, Cuba
5
Paúl Casanova
13
1966
WSA
Colón, Cuba

Pero seguramente ustedes se preguntarán cómo surge tanto poder. En el caso de Grandal, la respuesta es sencilla: ahora conecta muchos más elevados y le pega a la bola con mayor fuerza.



Empecemos explicando el primer punto, el de los batazos por el aire. Desde el 2013, la segunda campaña del catcher en el big show, su porcentaje de elevados subió más del 10 por ciento. Específicamente fue un 11 % de ascenso, pues se incrementó de 28.2 % a 39.2 % a 2016. Miremos cómo ha cambiado la repartición de batazos del habanero desde el año de su estreno (2012):

Año    LD%    GB%   FB%
2012    16.8     52.9     30.3
2013    23.9     47.9     28.2
2014    19.4     42.5     38.1
2015    17.1     45.6     37.3
2016    16.1     44.7     39.2
Glosario: LD%: Porcentaje de líneas, GB%: Porcentaje de roletazos, FB%: Porcentaje de elevados.

Lo mejor es que su tendencia a disparar flies se combina con su fuerza. Muestra de esto es que en el departamento HR/FB (jonrones por elevados) registró un porcentaje de 25.2. Es decir, uno de cada cuatro batazos suyos por el aire resultó un cuadrangular. Su marca fue la cuarta más alta de la Gran Carpa y la segunda en la Liga Nacional, circuito en el que su más cercano rival en esa casilla fue Wilson Ramos (21.4 %):

Jugador                     Equipo           HR/FB
Ryan Braun                MIL                 28.8 %
Khris Davis                 OAK                26.6 %
Nelson Cruz               SEA                26.2 %
Yasmani Grandal     LAD                25.2 %
Chris Davis                 BAL                 25.0 %




Pasemos ahora al segundo punto: el poder. El careta le está pegando más fuerte que nunca a la bola. Su porcentaje de conexiones fuertes fue de 38.9 en 2016, 8.9 por ciento más que el año pasado. Veamos su evolución en el tipo de conexiones:

Año    Soft% Med% Hard%
2012    10.3     56.1     33.5
2013    11.3     53.5     35.2
2014    22.4     41.8     35.8
2015    20.6     49.4     30.0
2016    17.5     43.6     38.9
Glosario: Soft%: Porcentaje de conexiones suaves, Med%: Porcentaje de conexiones regulares, Hard%: Porcentaje de conexiones fuertes.

Los batazos de Grandal promediaron la duodécima velocidad de salida más alta entre toleteros del viejo circuito con al menos 100 eventos (turnos registrados): 92.5 millas por hora, segundo entre receptores de esa liga (por detrás de Tyler Flowers, 94.0 mph) y entre cubanos (por debajo de Yoenis Céspedes, 92.7 mph).



Otro aspecto favorable al de La Habana es la potencia de su mecánica. Este año la media de todos sus swings fue la tercera más alta entre catchers en las Grandes Ligas:

Jugador                     Equipo           Vel. Swing
Gary Sánchez                       NYY                65.3 mph
Tyler Flowers             ATL                 65.1 mph
Yasmani Grandal     LAD                63.6 mph
Cameron Rupp          FIL                  63.6 mph
Wilson Ramos            WSH               63.2 mph

Algo que debe concentrarse en mejorar Grandal es su cuenta de ponches y su capacidad de contacto. En 2016 lo retiraron 116 veces por la vía del tercer strike, la mayor cantidad de su carrera. Puso la bola en juego en apenas el 54 por ciento de las apariciones al plato, también el peor número de su trayectoria. Y abanicó el 10.1 por ciento de las veces que hizo swing, su más alta cifra.

De quitarse de encima estos problemas, el nuevo jonronero cubano podrá pertenecer a la élite ofensiva de las Mayores, con 30 vuelacercas por año y más de 25 dobles y 80 empujadas.

       
Mira por qué el 2016 de Yasmani Grandal fue histórico para el beisbol cubano Mira por qué el 2016 de Yasmani Grandal fue histórico para el beisbol cubano Reviewed by Daniel de Malas on lunes, noviembre 21, 2016 Rating: 5

4 comentarios

  1. Qué falta le hace este receptor a Cuba para el Clasico!! Pero Malanga no quiere, que se jodan!

    ResponderEliminar
  2. Grandal jugo en las series nacionales de Cuba?, Alguien puede aclararme

    ResponderEliminar
  3. No, Grandal salió muy joven de la isla y se formó en Estados Unidos

    ResponderEliminar

Post AD