Header AD

Abreu despertó tarde, pero anda encendido con el bate

¿Podrá Pito Abreu volver a batear 30 bambinazos y redondear 100 remolcadas?
¿Podrá Pito Abreu volver a batear 30 bambinazos y redondear 100 remolcadas?
Por Luis Álvaro Fernández.

José Pito Abreu está teniendo un mes de agosto encendido con su bate, pues ha hilvanado un promedio de .355, con slugging de .565.


El bateador derecho de 29 años, natural de la provincia de Cienfuegos, ha ido elevando sus niveles ofensivos mes por mes desde que entre marzo y abril bateó para .229, con un OPS de apenas .657 —su más pobre del año—.

Aun estando lejos de los guarismos que puso en sus primeras dos campañas, pegando al menos 30 jonrones y 100 empujadas, Abreu lidera a todo el gremio de cubanos en las Mayores, con 65 carreras producidas.

Es llamativo, sobre todo al ver que otros cubanos como Yoenis Céspedes (22), Yasmany Tomás (21), Kendrys Morales (19) y Yasmani Grandal (18) han conectado más cuadrangulares que Pito (14).

El toletero de los Medias Blancas de Chicago ha demostrado que es uno de los buenos bateadores que existen en las Grandes Ligas. Su capacidad para salir de situaciones adversas es un fiel ejemplo, pues tras arrancar lento y estar promediando .237 el 1 de junio, Abreu podría comenzar el próximo 1 de septiembre picando los .300 de average. Ahora bordea los .280.

¿Podrá Pito Abreu volver a batear 30 tablazos de vuelta completa y redondear 100 remolcadas o más?

Eso es mucho más difícil de responder si los Medias Blancas de Chicago tienen chance de llegar a la postemporada.


Ciertamente, estar en una novena sin aspiraciones de ir a la tierra prometida es algo bueno y malo al mismo tiempo, dentro de las posibilidades que le quedarían al cubano para repetir su tercera contienda con numeritos tan altos como los mencionados (30 HR y 100 CI).

Abreu tiene a su favor que durante su historial en los últimos dos meses posee un promedio de bateo de .307, con 17 batazos y 64 impulsadas, registros que apoyan mi teoría de que el cubano sabe manejar su gasolina y llega a los finales con el tanque aún respondiéndole.

Pero para alcanzar 30 jonrones la tarea no será fácil… ¡nada fácil! Abreu tendría que sonar 16 vuelacercas en aproximadamente 25 juegos más y, para conservar los 100 remolques en ese mismo lapso de competencia, debería ser a ritmo de sumar 35.

Abreu y su poder contra la oposición

Dejando atrás algunas proyecciones y conteos de sus sistemas de cálculo —algo tradicional y enredado—, deberíamos estar claros de que Pito está en su mejor momento de la campaña y eso podría echar por la borda cualquier pronóstico que se visualice lejano.

El arranque ofensivo lento es algo que Abreu a tenido que sortear, pero al final su rendimiento ha sido estable.


¿Qué le ha golpeado esta vez para estar más rezagado de lo normal y desatando menos poder y daño?

No es simple. Abreu este año tenía una encomienda ardua, la de asumir el tercer madero una vez más, entrar en bases, remolcar carreras y aprovechar la comodidad —y a la vez dolor de cabeza— de estar delante de Todd Frazier en la alineación.

Sucede que en esta campaña pocos han sido los turnos en tres bolas y menos de dos strike, y el estudio de la oposición se ha encaminado de tan buena manera que a Pito le costó trabajo desde abril hasta julio conectar sobre envíos cómodos y tomar muchos más boletos.

Las estadísticas lo reflejan. En turnos sin tener strikes, Abreu promediaba .359 en su carrera antes de esta campaña, y en 2016 rebajó hasta .303; muy bueno, pero siempre minúsculo en comparación de su jerarquía acostumbrada.

En dos strikes, .232 había sido la compilación de 717 turnos en dos años, en tanto en esta contienda ha quedado a deber con .211.

Recuerden que la competencia en las Mayores es al más alto nivel y con las métricas y los reportes de exploración más increíbles que se pueda imaginar.


No es obra de la casualidad que hayan estudiado a Pito y sus tendencias de hacerle swing a la pelota en el primer pitcheo, donde promedió .379 entre marzo de 2014 y septiembre de 2015, algo que este año descendió hasta .333.

Para Pito Abreu será difícil mantener ese paso de coleccionar 107 producidas por temporada, sus 189 hits y los 31 jonrones.

También jugar en un equipo tradicionalmente perdedor es algo un tanto decepcionante porque los numeritos no se miran igual, pero no hay dudas de que ha sido sensacional que esté a punto de sonar su doblete y jonrón 100, cifras que tiene a la mano entre esta y la venidera campaña.

Abreu despertó tarde, pero anda encendido con el bate Abreu despertó tarde, pero anda encendido con el bate Reviewed by Daniel de Malas on sábado, agosto 20, 2016 Rating: 5

No hay comentarios

Post AD