Header AD

Rusney Castillo se incorporó a los Criollos de Caguas



Álex Cora y los Criollos de Caguas no tuvieron en la recta final de la temporada regular el regalito ofensivo que les hubiera caído bien en Navidad, pero tal parece que les llegó poco antes del Día de Reyes.

El jardinero cubano Rusney Castillo les dio la noticia vía telefónica, casi al finalizar el 2015, de que estaría defendiendo los colores del equipo durante la serie todos contra todos que comenzó en el fin de semana, y ya el lunes se reportó y produjo de inmediato en el Estadio Yldefonso Solá Morales de Caguas.

Castillo, que en agosto de 2014 se convirtió en el desertor cubano mejor pagado en la historia de Grandes Ligas, al pactar con los Medias Rojas de Boston por $72.5 millones y siete años, no esperaba jugar con Caguas en la presente campaña.

“No se esperaba. Fue una decisión mía venir este año otra vez a jugar aquí en la liga de invierno en Puerto Rico. Simplemente le doy las gracias a Puerto Rico por darme la bienvenida otra vez aquí. A seguir luchando por ayudar al equipo como lo hice el año pasado, y tratar de llevarlo a la final”, dijo a El Nuevo Día en el dugout de los Criollos el lunes por la tarde, antes de hacer su debut en el triunfo de Caguas, 7-4 sobre Santurce.

Cora, dirigente de los Criollos, explicó la manera inusual en que se dio el regreso de Castillo, algo que no estaba planificado pues la idea es que el jugador cubano de 28 años descansara el invierno completo tras un agotador 2015 en el béisbol organizado en Estados Unidos.

“Una llamada en broma a mediados de diciembre, de mi parte, y una llamada en serio de él, el 28 de diciembre”, resumió Cora de manera sencilla la conversación que a todas luces, encendió en Castillo la pasión por jugar, cuando el dirigente le preguntó a manera de chiste, cuándo se reportaría al equipo.

“A pesar de que no ha jugado, ha trabajado ciertas cosas y parece que quiere probarlo; quiere probar cómo le va en el terreno de juego. Esperemos que le vaya bien. La presencia de él nos va a ayudar y nos da más profundidad”.

La respuesta de Castillo no solo fue rápida al teléfono con esa llamada, sino también con el madero. Después de dos inofensivos batazos en su debut del lunes como designado, conectó un triple impulsador de dos carreras que le dio a Caguas el empate a 3-3 en el sexto inning.

“Como equipo nos sentimos bien, pero en el plano personal, que él tenga la disposición de jugar... creo que se sintió bien a gusto el año pasado como lo trataron aquí los fanáticos. Le gustó la Isla. Por 11 juegos no le voy a decir que no. Va a ser DH (bateador designado) al principio. A él no le gusta lo del DH, pero obviamente hay que velar por su salud primero”.

Castillo, quien ha visto limitada participación en Grandes Ligas con Boston, dijo que aunque solo está comprometido con Caguas durante el round robin, aprovechará su participación aquí para continuar con los ajustes en el bateo. En solo 10 juegos en 2014 con Boston, bateó .333 con dos jonrones y seis carreras remolcadas. Igual participación tuvo luego en el invierno aquí (2014-2015) en su primera aparición en la liga boricua, y promedió .405, producto de 15 inatrapables en 37 turnos, incluyendo un jonrón y seis empujadas.

“Vengo a coger turnos y a trabajar en las dificultades que tuve el año pasado, y eso es lo que quiero llevar ahora aquí en los juegos. El invierno pasado estuve trabajando, pero este año tuve descanso totalmente, hasta ahora que decidí jugar”, dijo Castillo.

En la temporada 2015 vio mucha más acción en las Mayores, al aparecer en 80 desafíos y batear para .253 con cinco jonrones 29 empujadas y 35 anotadas.

“Es solo por el round robin. Puede que esté en la final. Pero bueno, vamos a ver… voy a estar unos cuantos días aquí, y si puedo regresar y estar en la final con Caguas, lo hago. Mi deseo es quedar campeón aquí con Caguas… seguir hasta el final”.

El cotizado jugador cubano da fe de la ayuda que significó para él jugar el pasado invierno en Puerto Rico. Al parecer no espera menos esta vez, sobre todo ahora que pudiera tener competencia en el roster de los Medias Rojas por un puesto en los jardines. Tras la firma del agente libre de los Yankees, Chris Young, Boston tiene ahora a cinco patrulleros, incluyendo a Castillo. Pero eso no le preocupa.

“Young es buen jugador, simplemente un tipo de mucha experiencia y nos va a ayudar mucho en ese equipo. Este año voy a empezar a jugar en el ‘left field’, no como otros años. Voy a prepararme para el ‘left field’, para tener buen resultado”, enfatizó.

Cora, quien jugó para la misma organización, considera que Castillo tiene una de las tres posiciones del ‘outfield’ asegurada.

“Considero que el plan es irse con los tres atletas en el outfield, que son Mookie Betts, (Jackie) Bradley, Jr. y él. Defensivamente ellos mejoraron un montón en la segunda parte de la temporada. El experimento del ‘left field’ con Hanley (Ramírez) no resultó, y como hemos visto, tú tienes que jugar defensa”, apuntó Cora.

Además de esos tres jardineros, Boston tiene a Young y a Bryce Brentz, quien también está viendo acción con los Criollos en el invierno. Young, de acuerdo a Cora, fue firmado por los Medias Rojas para ganar profundidad, sobre todo con un bateador que se ha probado contra lanzadores zurdos. Bradley, dijo Cora, todavía es vulnerable contra los zurdos.

“Estoy preparándome para eso”, contestó por su lado Castillo, cuando se le preguntó si ya está listo para una temporada completa en las Mayores. “Para jugar todos los juegos y ayudar al equipo de Boston. Simplemente trato de trabajar las cosas en que tengo dificultad, para seguir teniendo resultados. Me ayudó jugar aquí el año pasado y siempre se lo agradezco al equipo y a Álex Cora por traerme aquí. Me ayudó mucho en el ‘spring training’, me preparé bien, y fue una base de entrenamiento que tuve para arrancar bien”.
Rusney Castillo se incorporó a los Criollos de Caguas Rusney Castillo se incorporó a los Criollos de Caguas Reviewed by Daniel de Malas on viernes, enero 08, 2016 Rating: 5

No hay comentarios

Post AD